Ahorra Haciendo Bronceadores Caseros

mariaRemedios caseros Comments

Para obtener un tono dorado, tomando sol durante muy poco tiempo sin correr riesgos, puedes aplicarte un acelerador de bronceado unos 15 días antes de la exposición solar. Aquí te paso diversas fórmulas de bronceadores caseros que no sólo cuidarán tu piel hidratándola sino que te darán un color cobrizo muy lindo.

Bronceador De Té: Pon  en una ollita una cucharada de lanolina, una de aceite de coco y dos de aceite de sésamo hasta que se derrita a Baño María. Haz un té negro bien cargado, y  dejalo reposar hasta que esté casi frío, luego mezcla todo y envásalo en un frasco de vidrio. Deja la mezcla en la nevera. Como es un acelerador del bronceado, esta antigua fórmula, debe usarse con precaución, pues los rayos solares cada vez tienen mayor efecto nocivo.

Bronceador De Aloe Vera: Extrae la gelatina de una hoja fresca de aloe vera. Añade diez cucharadas de aceite de germen de trigo y veinte gotas de esencia de coco. Mezcla todo y coloca en lugar fresco o en la heladera. Aplica normalmente. Este preparado no contiene protectores solares, por ello se debe usar con mucha precaución.

Aftersun De Melón: Si has tenido una prolongada exposición solar, debes hidratar tu piel, usa esta fórmula de melón para después del bronceado. Toma un melón bien maduro y licua hasta obtener una pasta. Úsalo  en el rostro como en cualquier otra zona del cuerpo que esté ardida. Nunca uses este producto sobre quemaduras que necesiten tratamiento médico.

Bronceador De Zanahoria: La zanahoria  es un producto muy usado para favorecer el bronceado, existen tónicos, cápsulas y muchos productos a base de caroteno para  favorecer el bronceado. Contribuye a favorecer una  coloración  cobriza en la piel. Mezcla 2 cucharadas soperas de aceite de oliva o germen de trigo, 1/8 de litro de zumo de zanahoria y  2 cucharadas de zumo de limón. Mezcla la preparación y agítala bien antes de usar. Guarda esta  fórmula  en un  frasco de vidrio oscuro  y  ponla en la nevera.

Bronceador De Coco: Este preparado posee un alto valor nutritivo y humectante. Usa aceite de coco puro, aplícalo sobre la piel y toma sol en las horas de menor intensidad. El aceite de coco te otorga un tono dorado sin  daños en la piel si tomas sol gradualmente y sin exposiciones abruptas.

Por último debo advertirte que todas estas fórmulas no tienen protección contra rayos UV,  son para usar en las horas en que el sol tiene menor intensidad.

Si quieres ahorrar más, te descubrimos 10 trucos para ahorrar 5.000 euros en un año.

3 artículos recomendados:

[x_share title=”Compartir” facebook=”true” twitter=”true” google_plus=”true” linkedin=”true” email=”true”]