Como ahorrar en las comuniones de nuestros hijos e hijas

lauraahorro, Eventos, Niños Comments

Teniendo en cuenta que estamos en la época de las comuniones me he decidido a escribir este artículo, que espero nos permita tener una celebración bonita y lo más importante que pasemos un día lleno de momentos especiales sin gastar en exceso. Algo que, en mi humilde opinión deberíamos tener en cuenta, es el hecho de que en este día los protagonistas son los niños y no los adultos, así que sería buena idea que adecuemos en parte lo que vamos a hacer a sus gustos.

El primer punto es el traje, que aunque no lo parezca, nos podemos ahorrar muchísimo dinero en él. Sólo lo llevarán unas horas, ¿así que por qué lo vamos a comprar nuevo? Existen muchas opciones, entre las que podemos destacar el alquiler que tiene muchos beneficios, pues el traje nos lo entregan lavado y planchado, listo para vestir, y sólo lo tenemos que devolver cuando nos lo indican. O bien podemos comprarlo de segunda mano, y en el hipotético caso que ya tengamos una hija o sobrina que ya lo haya hecho, pedir el traje y hacerle unos pequeños cambios.

A continuación la fotografía y el vídeo, que con los tiempos que corren, la mayoría de profesionales tienen unos precios más que atractivos, estaría bien que los padres de los niños que coincidan ese día hablen entre ellos para que el mismo fotógrafo haga un trabajo conjunto, repartiendo de esta forma los gastos.

Para los recordatorios, podemos elegir una forma más económica de hacerlos, por ejemplo en la web de Vistaprint tenemos multitud de opciones a las que le podemos insertar una foto, su precio parte de 9,99€ por 10 unidades con sobres incluidos.

No nos podemos olvidar del banquete o comida, y tener en cuenta que esto no es una boda, es una celebración infantil. Existen variedad de restaurantes que dentro del precio incluyen animación infantil en forma de magos, juegos, atracciones hinchables… y esto permitirá que los más pequeños disfruten como es debido. Otra idea es celebrarlo en nuestra casa o en la de algún familiar, haciendo una divertida y entretenida comida, tanto si cocinamos nosotros como si utilizamos los socorridos caterings. Un claro ejemplo son los que organiza Laurel Catering.

Esto solo son pequeñas muestras de lo que se puede hacer sin perder diversión y calidad por un bajo precio.

 

Imagen 1: propiedad de http://pixabay.com/en/users/tatlin/

Imagen 2: propiedad de http://pixabay.com/en/users/PublicDomainPictures/